Caja de stencil

caja de stencil

Después de más de un año metidos en esto del Light Painting, nos vamos dando cuenta de los problemas a los que nos enfrentamos. Uno de esos problemas lo teníamos con los stencil, una herramienta que utilizamos muy a menudo y que si está bien hecha da unos resultados muy interesantes en nuestras fotos. Pero a pesar de tener el máximo cuidado tanto en el diseño de la herramienta, como en su utilización, pronto nos dimos cuenta que teníamos ciertos problemas, digamos inesperados. Desde el principio teníamos claro el diseño de la herramienta, debía ser flexible y rápida de cambiar. Utilizamos una caja de cartón  recubierta de cinta americana negra, con una abertura por la parte inferior para el flash. Sujetar los stencil era otro tema, utilizábamos cinta aislante, pero las plantillas de cartulina y la caja se estropeaban con cada cambio, además para cambiarlo en la oscuridad llevaba demasiado tiempo y era muy impreciso.  Un problema mucho peor es que al cambiar los stencil los dejábamos apoyados en el suelo y bien por la  humedad o directamente por que el suelo estaba mojado, las cartulinas acababan mojándose y estropeándose. Para solucionar este problema, decidimos plastificar los stencil, de esta manera podíamos quitar los stencil y no preocuparnos en dejarlos en algún sitio seco. Además la colocación en la caja mejoró mucho al no estropearse al quitar la cinta aislante. Pero seguía siendo muy lento e impreciso el cambio de stencil. Entonces se nos ocurrió poner velcro en la caja y en los stencil. En la caja decidimos poner la parte de los “pinchos” y en los stencil la del pelo.

 Ahora teníamos una herramienta mucho más versátil, fácil de transportar, se cambiaba muy fácilmente casi sin mirar, y muy resistente, o eso creíamos. Pronto nos dimos cuenta que seguíamos con problemas, aunque la caja la teníamos forrada con cinta americana para protegerla de la humedad, seguía siendo de cartón, y la humedad le afectaba demasiado, hasta el punto de deshacerse por la zona del velcro, la más vulnerable. El siguiente paso fue conseguir una caja de plástico, pero no es nada fácil, la que no es transparente, no tiene el tamaño deseado, o la profundidad adecuada. Además teníamos otro problema, en muchas ocasiones, para alguna de nuestras fotos necesitábamos que el stencil estuviese a una altura concreta y lo más quieta posible, eso solo se puede conseguir montando la caja con el flash en un trípode.  Pero claro aunque la caja del stencil tenía una abertura para el flash, no tenía ningún tipo de tope, además tanto la caja de cartón como la de plástico eran demasiado endebles para sostenerse por sí mismo.

Este era un problema al que le teníamos que dar solución, porque cada vez hacemos trucos con los stencil más complicados y necesitamos toda la precisión posible. Esta solución llegó de la mano de nuestro compañero Bittor Alonso, en una visita a su taller de acero inoxidable. Nos propuso hacer una caja de stencil a medida y de aluminio. Pues para que os voy a decir más, nos pusimos a ello, le dimos las medidas, la profundidad y lo dejamos en sus hábiles manos. Una semana más tarde teníamos la caja en nuestras manos, una maravilla, robusta, ligera, eficaz, con el hueco justo para el flash, pintada de negro mate, en fin otro nivel. Para solucionar el problema de sujetar firmemente el flash a la caja se nos ocurrió pegarle el difusor a la caja, ahora se puede sujetar firmemente el flash y la caja al trípode. Le pusimos el velcro y un asa en un lateral para un mejor agarre.

En la foto adjunta os mostramos las medidas de la caja y alguno de los detalles de los que os hablábamos. He visto por internet otras cajas de stencil, incluso sé que hay alguno que hace caja y stencil todo unido, así que necesita una caja para cada dibujo. No está mal si trabajas en un estudio, pero ¿os imagináis llevar tres o cuatro stencil a una localización? una locura. Por eso en nuestro grupo, haremos los stencil de la misma manera, así en caso de coincidir, podremos intercambiarnos  los stencil, toda una ventaja.

El flash que utilizamos es un Yongnuo , y dependiendo de la apertura de la cámara, le podemos dar más o menos potencia. Fácil de usar y con un precio muy recomendable, nos da unos resultados fantásticos, pero en realidad podéis usar cualquier tipo de flash, siempre que podáis regular la potencia.  Sé que no todo el mundo se puede permitir tener un amigo que le haga una caja de aluminio, pero seguro que cerca de donde vivís hay algún taller que por muy poco dinero os la puede hacer, merece la pena. Esperamos que os haya servido de ayuda este articulo y os ayude a no tener los mismos problemas que tuvimos nosotros al principio.

Anuncios

3 pensamientos en “Caja de stencil

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: